The People’s consultation

In a blunt statement, the results from the Venezuelan popular consultation on July 16th is that the Opposition sent a clear message to power about their commitment to democracy, stripping accusations that the coalition of opposition political parties (MUD) is taking shortcuts or calling the military to depose president Nicolas Maduro to restore democracy. In[…]

El precio de la paz en Venezuela

El proceso político venezolano luce irremediablemente encaminado hacia un baño de sangre. La muerte de más de cien personas en el marco de las protestas a nivel nacional a manos de la Guardia Nacional Bolivariana, la Policía Nacional Bolivariana, las fuerzas paramilitares y delincuentes amparados por el régimen chavista, no parece ser suficiente para detener[…]

Una pausa en medio de la tormenta…

El régimen está construyendo un escenario en donde la Oposición se presentaría fracturada -a eso juegan- a un proceso de negociación. Lejos de ignorar sus movimientos, es importante que la sociedad identifique no solo la narrativa, sino que se forme un criterio para actuar en consecuencia. El liderazgo político venezolano, y en consecuencia la sociedad,[…]

El inagotable debate opositor

En 2002 la Oposición se ganó -sin haberlo procurado- la fama de “golpista”. Eso contribuyó a consolidar el chavismo, victimizándolos. La Oposición ha tenido que trabajar muy duro, interna y externamente, para recuperar su imagen de actor político respetable, no solamente por la vinculación de algunos de sus miembros en este lamentable episodio, sino además,[…]

Venezuela en su nueva encrucijada

La crisis política venezolana vive otra etapa de intensificación de la protesta, en medio de continuas demandas de una salida electoral, las decisiones judiciales han puesto en entredicho nuevamente la separación de poderes en el país, haciendo posible la unión en clamor popular de dirigentes políticos y sociedad civil, conduciendo a la inevitable profundización de[…]

VENEZUELA: A crisis within the crisis

The Venezuelan political crisis has rapidly evolved into a constitutional disaster, even as the Supreme Court seemed to be in damage control mode a day after its decision to dissolve the National Assembly unleashed a wave of local and international rejection. The very attempt to correct the subversion of the constitution itself was enough proof[…]